Follow by Email

jueves, 29 de diciembre de 2016

EL DR. MONTERO, REPRESALIADO POR LA DICTADURA FRANQUISTA

Para mi querida amiga Marilén Cosano Montero, su nieta










El Dr. Montero en 1916, cuando se licenció en Medicina en la prestigiosa Facultad de Cádiz




Don José Montero Asenjo nació en Jimena de la Frontera el 23 de junio de 1892, vivió prácticamente toda su vida (excepto los años que estuvo en la cárcel) en su ciudad natal y murió en 1967 en San Roque, en la casa de su hija María Teresa, donde vivía dado su precario estado de salud.







En la primera casa antes de llegar al Ayto. tenía su casa y consulta el Dr. Montero 










Con su mujer, Magdalena Núñez en 1919






Era miembro de la Logia Masónica Fénix de los Valles nº 66 de Jimena, desde su fundación al principio de los años treinta del siglo pasado, en la que desempeñó diferentes cargos, entre ellos el de tesorero y posteriormente el de Venerable Maestro.

Ejercía como médico con plaza como “Médico de Asistencia Domiciliaria”, que era la denominación de la época para la modalidad de ejercicio de casa en casa, ya que no existía ningún local sanitario adecuado para el ejercicio de la medicina. Su primera plaza fue en el pueblo jiennense de Los Villares, en cuyo Colegio Médico estuvo colegiado desde 1917 a 1921. Fue la única localidad donde ejerció fuera de Jimena.





Debido a esta militancia masónica, cuando las tropas sublevadas iban a entrar en Jimena en septiembre de 1936, huyó de la población a través de los montes hacia zona republicana de la vecina provincia de Málaga, siendo apresado en febrero de 1937 por las tropas franquistas. Fue la célebre huida (léase “juía”) de la que fue protagonista la inmensa mayoría de la población de Jimena, opuesta a la dictadura, y que tan magnífica y dramáticamente ha relatado la jimenense Ángeles Vázquez en su libro, Un boomerang en Jimena de la Frontera. En este éxodo le acompañaron su esposa y sus seis hijos. Su casa fue saqueada, llevándose todos los enseres domiciliarios, libros de medicina e instrumental médico.



En la zona republicana, inmediatamente ofreció sus servicios de médico, tan necesarios para atender a la población residente y a la ingente cantidad de población huida de las poblaciones a donde iba llegando el ejército sublevado.



Al ser detenido se le encarceló y se le hizo Consejo de Guerra en Algeciras el día 26 de abril de 1937. Se le aplicó el Código de Justicia Militar y se le condenó por “masón” (todavía no se había constituido el Tribunal de Represión de la Masonería), por “auxilio a la rebelión” y por haber sido militarizado en zona republicana como alférez médico. Por todas estas acusaciones se le pidió la última pena, siendo condenado finalmente a veinte años de prisión.



 Permaneció en la Prisión del Puerto de Santa María desde febrero de 1937 hasta agosto de 1940, en cuya fecha se le liberó por reducción de la pena. A su llegada a la Estación de Jimena el pueblo en masa le hizo un entusiástico recibimiento, dada la popularidad y el afecto que la ciudad profesaba a don José.




                                               
Dña.Magdalena Nuñez, esposa del Dr. Montero, con cinco de los seis hijos (de izda a dcha: María Teresa, Carmen, José María, Juan y Victoria. El mayor, Paco, ausente en la foto es porque ya trabajaba en El Tesorillo en la casa March (SIAG). Mientras, el doctor Montero estaba encarcelado. La foto está tomada el 10.08.1939.







Al constituirse el Tribunal para la Represión de la Masonería es llamado a Madrid. Tanto él como la familia pensaban que se trataba de un mero trámite burocrático pero nuevamente se le procesa en 1942 y es condenado a otros doce años y un día de prisión, conmutada luego por seis años
Fue encarcelado primero en la Prisión del Dueso (Santoña, Cantabria) y luego en la de Burgos.
  




                                                  
En el penal de Burgos en 1943. De pie segundo por la dcha.






                                                
Médicos y sanitarios presos políticos en la cárcel de Burgos en 1944. La flecha señala a D. José Montero






Además fue inhabilitado a perpetuidad para el ejercicio profesional y para ocupar cualquier cargo del Estado e incluso puestos de responsabilidad privados.

El doctor Montero era médico titular de Asistencia Pública Domiciliaria de Jimena en esos años treinta y médico de la Sociedad Industrial y Agrícola del Guadiaro (SIAG) propiedad de Juan March que con su fortuna financió a los rebeldes.

Al ser encarcelado se le condenó también a la retirada de su plaza de médico titular a perpetuidad, así como la de ocupar cualquier cargo oficial. Los encargados de la SIAG y concretamente su administrador en San Martín del Tesorillo (Cádiz) Raimundo Burguera tuvieron un correcto comportamiento con él al ser condenado. Le dieron un empleo de cobrador en Tesorillo a su hijo mayor, Paco, al que luego emplearon en Madrid en la empresa Uralita, propiedad de la familia March.  Años más tarde, emplearon igualmente a su hijo menor, José María. Cuando salió de la cárcel le concedieron al propio don José Montero la representación de esta empresa para Jimena de la Frontera.


Al menos en los últimos años tenía la asistencia médica de alguna Mutua o empresa de Seguros como La Unión y el Fénix, pero estas compensaciones eran insuficientes para atender sus necesidades familiares. En los años de su encarcelamiento en los que sus hijos eran menores la familia pasó muchas penalidades, que continuaron posteriormente. Ello le obligó en los últimos años de su vida a solicitar del Colegio Médico alguna ayuda para poder sobrevivir, lo que se le concedió ya a última hora, cuando vivía en San Roque (Cádiz) en casa de su hija Mª Teresa, donde falleció el 21 de agosto de 1967.
 







La noticia de su fallecimiento en Área, Diario del Campo de Gibraltar, el 27 de agosto de 1967










En 1966 el Dr. Montero con sus hijas Carmen (izqda.) y Mª Teresa (dcha.)












El Dr. Montero sobre 1934














El Dr. Montero en 1959











En la primera comunión de una de sus nietas








Placa-homenaje (obra de la ceramista Lupe Quirós) en el Centro de Salud de Jimena de la Frontera










Su nieta Marilén Cosano Montero











Logo de la Facultad de Medicina de Cádiz donde estudió D. José  Montero








CODA: Gran parte de la información precedente procede de la website de D. Ignacio Trillo Huertas. Vid.


También la web de su nieta Victoria Guerrero Montero contiene importante información sobre D. José Montero Asenjo. Vid.


3 comentarios :

  1. Hola.
    Soy Victoria Guerrero Montero, nieta de José Montero Asenjo. En primer lugar darle las gracias por la difusión sobre la persona de mi abuelo. En segundo lugar, tengo que decirle que parte de lo que usted ha publicado en esta entrada de su blog, aparece tal cual usted lo escribe en el blog de Ignacio Trillo. Algunos párrafos son idénticos a lo ya publicado por Ignacio.
    Por otra parte le comunico que toda la información que le dí a este señor forma solo una parte de un amplio dosier que está en mi poder y del que existe un tomo encuadernado en La Casa de La Memoria Histórica en Jimena. (recientemente inaugurada).
    Me parece de justicia que al final de su artículo añada usted el enlace del blog de Iganacio Trillo ya que está prácticamente copiado parcialmente de él.
    Si quiere usted más información, desde la partida de nacimiento, así como sentencias y condenas, actas de las reuniones de la Logia Fenix 66, recortes de prensa, propuesta para el homenaje en el centro de salud al ayuntamiento por parte de D. José Regueira ( Cronista Oficial ) etc, etc, las puede usted encontrar en La Sala de Archivos de La Casa antes mencionada, perfectamente encuadernados. Yo personalmente se las hice llegar junto a muchos más documentos.
    Marilén Cosano Montero es mi prima y a ella como a los demás primos les mandé hace tiempo la dirección de ese blog.
    Por tanto, espero añada al final de su escrito el enlace que ha utilizado por respeto a quien lo escribió y además le ofrezco que si necesita más documentación o datos sobre mi abuelo, me lo solicite o lo obtenga dirigiéndose a D. Andrés Rebolledo (Presidente del Foro por La Memoria Historica en Jimena ) Calle Sevilla Nº 53.
    Mi Nº teléfono es el 639 98 86 25, estaré encantada de poder ayudarle.
    Saludos.
    victoria Guerrero Montero.

    ResponderEliminar
  2. Perdón, una cosa más. Hay un error, En la foto que mi abuelo está en la prisión estando con frió y nieve, no es el primero por la derecha, es el segundo.
    Gracias.
    De nuevo, saludos.
    Victoria Guerrero Montero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por sus precisiones que agradezco infinito y que,con sumo gusto,procedo añadir al art. Con el Sr. Trillo he intercambiado varios correos y antes de sus comentarios le envié el art.
      Reitero mi agradecimiento por su disposición.
      Un cordial saludo

      Eliminar